Atrás

¿Tienes ese rasgo de personalidad que te lleva al éxito?

Descúbrelo en minutos

Existe un rasgo de personalidad que se mueve en un continuum, desde el locus de control interno hasta el otro extremo donde se encuentra el locus de control externo. Es decir, cada persona se ubica en un punto de ese continium, siempre más cerca a un extremo que al otro. Quiénes se encuentran más cerca del locus de control interno tienen mucho a su favor a la hora de trabajar en objetivos, propósitos y metas.

Pero ¿qué es el locus de control?

En 1966 de la mano del aprendizaje social Julian B. Rotter habló del locus de control como una capacidad o tendencia de las personas a percibir que el esfuerzo hace parte de la propia conducta y está directamente relacionado con sus resultados. ¿Esto qué quiere decir? Que si quieres algo sabes que tu esfuerzo es central en poder alcanzarlo y este esfuerzo lo percibes como positivo en tu vida.

Ahora bien, este locus de control va desde el externo, en el cual no percibes el esfuerzo como parte de tu conducta sino que dependes de lo que pasa fuera. No ves la relación de tu propio esfuerzo con con los resultados que obtienes, lo que te lleva habitualmente al victimismo.

Y en el otro extremo se encuentra el locus de control interno, en el que asocias tu conducta y esfuerzo a tus resultados. Sin embargo, llevado al extremo, vivir desde este locus de control te lleva al perfeccionismo y la parálisis. Así mismo te lleva a asumir que deberías tener control sobre todo lo que sucede, lo que tampoco es posible.

Usa el dolor como una piedra en tu camino, no como una zona para acampar. Alan Coe

El locus que te lleva al éxito

Si tienes mayor tendencia al locus de control interno puedes utilizarlo muy a tu favor. Este rasgo hace parte de los factores que integran una personalidad resistente como lo menciona Suzanne C. Kobasa de la Universidad de Chicago. Tipo de personalidad de la que hablaremos en una próxima entrada.

Las personas con locus de control interno se hacen cargo de las consecuencias de sus actos. Son poco influenciables por las opiniones de los demás. La autoeficacia y autoconfianza están muy presentes en su comportamiento. Son personas independientes. Cuando hablan utilizan expresiones como he hecho esto o lo otro, no logré eso o lo de más allá, me estoy esforzando en esto o aquello en lugar de decir me han hecho, me han dicho, me ha pasado, no me han dado, no me ayudan, me dañan, etc. Son personas muy responsables, automotivadas, no tienes que andar detrás suyo para que cumpla con sus compromisos.

Pero no todo es bueno, trampas del locus de control interno

Existen también algunas trampas en este locus de control, ¿te ves reflejado en alguna de ellas?. Las personas con locus de control interno tienden a

  • No pedir ayuda, asumen que deberían poder con todo y por esta actitud terminan rotos emocional y físicamente.

  • Se culpan al 100% de todo lo que sucede, asumen toda la responsabilidad incluso cuando no es toda suya o existen variables imposibles de controlar.

  • No saben gestionar la frustración. Es imposible que todo salga como se lo imaginan o desean. No existe un 100% de control. Y sobre lo que pasa afuera y no depende de ellos hay un 0% de control y eso no lo llevan muy bien

  • No reconocen que el esfuerzo no es suficiente, sobre esto te invito a leer mi entrada Te han engañado, el esfuerzo no es suficiente

  • Pierden de vista que existen el contexto, las posibilidades, el entorno, lo que sucede con el mundo.

Lo importante es aprender a gestionar lo que haces con lo que te sucede y que no depende de ti.

Psicología para la Acción

Si has podido identificarte con este rasgo de personalidad del lado más del locus de control interno, como ejercicio te propongo observes en cuál de estas trampas caes con más frecuencia.

Si esta entrada te ayuda, compártela, y de esta manera ayudas a otros y me ayudas a mi.

Puedes suscribirte al blog y recibir en tu correo electrónico las actualizaciones.

psicologa en vigo, marcela gallego lopera

2 Comentarios

  1. Gracias Marcela, muy interesante. Me identifico un poco con ambas..jiji. Se podría tener locus de control mixto en función de para qué? Esa es mi sensación conmigo.
    Abrazo

    Responder
    • Hola Cintia, el locus de control es un continuo entre el externo y el interno. Cuanto más tiendas al centro más parecido será a la sensación que tienes. Sin embargo, siempre uno de los dos se expresará con más fuerza en tu personalidad, aunque no de manera exclusiva. Un abrazo

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También podrían interesarte

No es no, de lo contrario será un fracaso

No es no, de lo contrario será un fracaso

¿Cuántas veces sientes que te atrapa la frustración y no puedes avanzar hacia un mayor bienestar? Hoy hablaremos de reconocer y establecer límites. Descubre uno de los caminos que te permiten salir de la frustración. ¿Te identificas con algunas de estas situaciones?...

leer más
Comparte

Las imágenes contenidas en este sitio se usan bajo licencia Creative Commons www.bancodefotos.com, al igual que nuestros artículos que podrás compartir y citar.

© Anamaya | Psicología para la Acción | Vigo, España | 2017

“De acuerdo a la legislación vigente, el contenido de la presente página web no sustituirá la apropiada asistencia médica, legal, financiera o psicológica. Así pues aceptas que el contenido del mismo estará sujeto a tu propia interpretación y uso”.

Diseño web (-:emótica)logos identidad visual empaques brochures catalogos grafico portales tiendas electronicas intranets sitios paginas